Según el Índice de Paz Global 2018, El Salvador es la segunda nación Centroamericana más violenta.

Contenido relacionado