Congresistas republicanos muestran preocupación por la democracia salvadoreña

Por segunda vez en septiembre, congresistas de Estados Unidos han hecho llamados de atención al presidente Nayib Bukele. / Fotografía: Flickr, Embajada de Estados Unidos.

Otra vez congresistas estadounidense, hoy del partido republicano, mandaron una carta al presidente salvadoreño Nayib Bukele, en la que, se trasladan nuevas preocupaciones sobre lo que llamaron: “una desviación lenta pero segura del Estado de Derecho y las normas de la democracia que nuestro hemisferio ha luchado tan duro para preservar”.

Esta es las segunda carta que le es enviada al primer mandatario en menos de dos semanas, la primera fue enviada por congresistas y senadores demócratas el 10 de septiembre pasado, a la cual El Secretario Privado de la Presidencia, Conan Castro, se refirió como “una carta más” y le restó importancia porque no era del embajador de Estados Unidos acreditado en el país, Ronald Douglas Johnson.

“Los conductos oficiales a través de los cuales se pueda pronunciar un país a otro país son los embajadores. Yo no he escuchado de parte del embajador de Estados Unidos un pronunciamiento en contra o a favor respecto de este tema», dijo Castro en una entrevista televisiva en Canal 12.

La nueva carta está firmada por David Joyce, Rodney Davis, Brian Fitzpatrick, Alex X. Mooney, Francis Rooney y el congresista cubano estadounidense Mario Rafael Díaz-Balart Caballero, todos congresistas republicanos.

Mario Rafael Díaz-Balart Caballero, uno de los seis congresistas republicanos que firmaron la carta al presidente Nayib Bukele. / Fotografía: Flickr CC.

Los seis congresistas hacen un rápido repaso por la actual relación entre los gobiernos de Estados Unidos y El Salvador, desde el reconocimiento al presidente interino Juan Guaidó en Venezuela; el apoyo estadounidense en materia económica, social y de seguridad al gobierno salvadoreño y la presencia de connacionales en Estados Unidos. “La relación que comparten nuestros dos países es importante para nosotros y nuestra esperanza es que pueda seguir creciendo y prosperando”, dice la carta.

Y luego añade que “respetuosamente” le expresan sus preocupaciones con respecto a los recientes acontecimientos en El Salvador que, documentados por medios de comunicación, algunas de ellas también compartidas por funcionarios de los Estados Unidos.

El listado de preocupaciones incluye el llamado de atención de la Corporación del Reto del Milenio por el uso del Ejército en la toma militar del 9 de febrero; y, ya en el contexto de la pandemia de COVID-19, el allanamiento e perturbación de operaciones, de una subsidiaria de una empresa estadounidense.

Además, en la misiva, le recuerdan al presidente Bukele que Estados Unidos promueve la existencia de instituciones democráticas sólidas, el Estado de Derecho y el respeto por los derechos humanos en el continente. “Creemos firmemente que estos importantes valores promueven la seguridad y la prosperidad de todos los pueblos de nuestro hemisferio, incluido el pueblo de El Salvador. Como miembros del Congreso, nos complace financiar los departamentos y programas que trabajan diariamente para promover estos valores”, se lee en la carta, recordando al presidente  que se oponen firmemente a los gobiernos de Cuba, Nicaragua y Venezuela, a las que califican de dictaduras.

“Por décadas, El Salvador ha sido miembro de la comunidad de naciones libres y democráticas de nuestro hemisferio”, afirman los congresistas esperando que tienen “la más sincera esperanza de que esta importante tradición (democrática) continúe en beneficio de los estadounidenses, salvadoreños y los ciudadanos de nuestras naciones vecinas en la región.” Asimismo, los legisladores mostraron  preocupación por los reportes de que el gobierno podría estar legitimado a la MS-13 con lo que llaman “un proceso de negociación arriesgado” para reducir la violencia, más cuando está designada como organización terrorista nacional por el  gobierno  salvadoreño; y en Estados Unidos es considerada una organización “activamente involucrada en el tráfico de drogas y a la trata de personas menores de edad; y ha aterrorizado a las comunidades estadounidenses con crímenes brutales y violentos.”

Contenido relacionado

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios