APES: El Gobierno central restringe sistemáticamente a la prensa

La Asociación de Periodistas de El Salvador (APES) constató que el gobierno del presidente Nayib Bukele restringe sistemáticamente la labor de la prensa, dijo Angélica Cárcamo, presidenta de esa organización durante una entrevista con Focos.

En el 2019, año en que Bukele tomó posesión de su cargo, el sistema de monitoreo de agresiones contra periodistas registró 77 denuncias,  es decir, 12 casos más que el promedio de los dos años anteriores. “Los casos en los que más hemos tenido restricciones son los abusos de poder por parte de los elementos de seguridad pública, llámese Fuerza Armada y Policía Nacional Civil”, explicó Cárcamo.

La presidenta de la APES aseguró que lo normal en gobiernos anteriores era recibir una denuncia por restricción a la libertad de prensa cada tres meses, mientras que durante este Gobierno han llegado a recibir un promedio de tres denuncias mensuales.

“Esa tendencia se ha replicado en los casos de la emergencia de covid-19. Al menos desde el 17 de marzo al 7 de abril  hemos tenido más de 10 restricciones al ejercicio periodístico que están muy equilibradas entre restricciones desde el Ejecutivo y restricciones de estas fuerzas de seguridad pública”, afirmó.

El periodista y editor Ricardo Vaquerano coincidió con Cárcamo en cuanto que las restricciones y acoso a la prensa han sido un patrón continuado de la presidencia de turno. «Esto es sistemático y creo que no tiene nada que ver con la emergencia por covid-19, sino que viene desde hace tiempo», dijo.

Vaquerano dijo  desconocer si hay una directriz de la presidencia para bloquear el trabajo de la prensa, pero considera que existe «una doctrina de discurso respecto de las relaciones entre Gobierno y prensa».

El periodista dijo que las actitudes del Ejecutivo evidencian que no le gusta el trabajo que hacen los periodistas ni el escrutinio ciudadano que proviene de periodistas y medios de comunicación. «Esto se expresa en las decisiones que toman algunos funcionarios (…) y el mismo presidente de la República, de decir algunos mensajes que, me parece, pueden terminar cumpliendo papeles de amedrentar a la prensa», señaló.

El último informe de la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) advierte sobre los riesgos de estos mensajes. “Esta Oficina ha tomado nota sobre diferentes campañas de desprestigio, hostigamiento en línea y amenazas desatadas contra periodistas, comunicadores y personal de prensa tras las declaraciones estigmatizantes del Presidente Bukele”, señala el documento.

La presidenta de la APES, señaló que en situaciones como epidemias y pandemias no solo se debe garantizar una asistencia sanitaria efectiva; también se debe brindar información veraz y oportuna de lo que está sucediendo. «Un periodismo crítico justamente genera que nuestros gobernantes puedan rendir cuentas o se les pueda interpelar o puedan retractarse si están haciendo cosas que no van a bien», señaló.

PUBLICIDAD

Contenido relacionado

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios