“El partido que ha dado la cara y ha defendido a este gobierno ha sido GANA”

Nelson Guardado, presidente de GANA

(Transcripción editada de la entrevista realizada por Karen Fernández transmitida el domingo 1 de noviembre de 2020)


Par Nelson Guardado, presidente de GANA, aunque su partido respeta el resultado de las encuestas todavía no son fiables porque el partido que sale con mejores números, Nuevas Ideas, aún no ha participado en elecciones. Fotografía: Focos / Elisa Hernández.

Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA) aparece muy abajo en las preferencias de las encuestas electorales. Nuevas Ideas (NI) se convirtió en el partido preferido, mientras GANA ha perdido la intención de voto que consiguió en la elección presidencial del 2019. ¿Por qué su partido no pudo mantener esa posición de liderazgo?

Bueno, hay diez partido en contienda. De estos, tres o cuatro es primera vez que van a ir a participar en una elección legislativa y municipal. Cuando habla de encuestas, puede notar que solo es un partido que no ha ido a competencia electoral el que sale con mejores números…

… Nuevas Ideas…

… El resto salimos casi tablas. ¿Qué quiero decir con esto? Que todos los partidos rondan entre el cuatro a siete por ciento. Entonces, el tema no es GANA. Siempre, en cada elección, hay un partido que tiende a tener mayores simpatías que otros. Esto es un comportamiento histórico. Otro elemento es que ahora, el presidente no es candidato de ningún partido y todo el voto que se materializó en Nayib, en la esperanza de un mejor país, provenía de ciudadanos que no simpatizan con ningún partido político. Es decir: fueron a apoyar al presidente. En ese sentido, no sería lo correcto comparar una elección legislativa con una presidencial, ni tampoco si los números del partido son muy bajos. No. Es que todos los partidos estamos en esas circunstancias o si estamos disputando una segunda posición. Todos los demás partidos estamos en esas condiciones. Quién va a ganar un primer lugar no está decidido aún.

Pero actualmente, GANA está abajo de Nuevas Ideas…

… Sí, pero nosotros, ni nadie puede avanzar comparándose con quién está arriba o está abajo, eso no es así. Hasta el 28 de febrero próximo vamos a ver quién está arriba y quién va a quedar abajo. Hoy por hoy, son percepciones. Eso  no significa de ninguna manera que todos los partidos estamos invisibilizados, ¡por supuesto que no! Todos tenemos presencia territorial, tenemos liderazgo y tenemos las candidaturas y, por supuesto, que estamos haciendo las cosas correctas. Entonces al final, el tema de la elección legislativa, municipal y Parlamento Centroamericano (Parlacen) del 28 de febrero de 2021 no está decidido. Y en ese sentido, no podemos, a priori, decir que está mal el resto de partidos y que solo uno está en condiciones. 

¿Los votos de GANA en la elección presidencial del 2019, no fueron del partido sino de la figura del presidente Bukele?

Mire, yo creo que se acabó el tiempo de decir que los votos son de uno o de otro partido. Los ciudadanos no son de ningún partido. No son dueños de nadie. Los ciudadanos son personas, que como la misma constitución lo determina, su voto directo, igualitario y secreto vale y cuenta, entonces… 

… ¿En ese momento esos ciudadanos simpatizaban más con el presidente Bukele que con GANA?

En ningún momento hemos dicho que son miembros del partido…

… De acuerdo… 

Eso sería una ilusión. Nadie, nadie, ningún partido puede decir. Ni el que ha sacado  800 mil votos, ni el que saca medio millón de votos puede estar diciendo que son “miembros del partido”. Son personas que creen en los candidatos, en las plataformas, en su liderazgo, en su compromiso y por supuesto hay que marcar una bandera. Nosotros, el equipo que  administramos a nivel nacional el partido, siempre vivimos de la realidad y jamás hemos querido volar. La elección presidencial de 2019 fue un momento en el cual un millón y medio de ciudadanos marcaron esta bandera, eligieron al presidente que hoy tenemos y que trabaja para el país y para los salvadoreños. Por lo tanto, nunca hemos salido nosotros a decir que esa es la membresía del partido. No, nosotros tenemos 50 a 70 mil afiliados, porque es opcional también permanecer en un partido. 

Claro, es diferente estar afiliado al partido a simpatizar o no con el partido. 

Por supuesto. Incluso, muy diferente el que va a ir a votar al final por el partido, que no siempre simpatiza con el partido, sino que muchas veces está respaldando a una candidatura.

¿Es lo que pasó en el caso de las elecciones presidenciales?

Es lo que pasa en todas las elecciones. 

¿La dirección de GANA previó que la inscripción de NI, como partido político, le arrebataría en muy poco tiempo esa ventaja electoral del 2019? 

No, nosotros no estamos pendientes si se inscribe o se desinscribe un partido o si un partido no logran el caudal de votos. Nosotros no estamos pendientes de eso. Sí estamos muy confiados y muy seguros del trabajo que estamos haciendo y se verá el resultado. Creo que más allá de hablar de un partido político, de un partido de turno que va a ir por primera vez a elecciones, tenemos que hablar de nuestro trabajo. Eso es lo más importante. Tenemos presencia con las candidaturas en los 262 municipios. Vamos con las 14 planillas de circunscripciones departamentales y el Parlacen. Para nosotros eso es lo importante. Lo que hagan o dejen de hacer otros partidos ya no es materia de nuestra administración; lo que sí es nuestra obligación y es un deber es estar a la altura de las circunstancias que los ciudadanos solicitan, desean o aspiran o anhelan en el sentido de solventar los problemas de los salvadoreños. 

¿En qué es diferente GANA de Nuevas Ideas? 

Ah, somos totalmente diferente. Ellos son un movimiento que se convirtieron en partido. Nosotros somos un partido político que tiene 11 años con estatutos muy claros, con presencia, estructura  y liderazgo territorial, que surgimos de la comunidad, de cada uno de los municipios y de los departamentos. No conozco los estatutos ni la estructura orgánica de Nuevas Ideas. Ellos son competidores y los respetamos. En lo que coincidimos es que ambos respaldamos al presidente de la República, en aquel momento ellos como un movimiento, nosotros como partido. Y bueno, les deseamos lo mejor pues. 

¿En qué son diferentes?

Su planteamiento del país coincide en cierta manera con lo que nosotros planteamos sobre construir un mejor El Salvador: que necesitamos reformas estructurales. El país ya no necesita maquillaje ni parches.  La mejor coincidencia es que nosotros, en GANA, respaldamos a los salvadoreños en su totalidad, independientemente su pensamiento político. Al final por quién vayan a decidir, porque el proyecto político es para los salvadoreños y no para una membresía. La segunda coincidencia es que respaldamos al presidente de la República, y de esto, el partido que ha dado la cara si no la defensa de este Gobierno es el partido GANA. 

Entonces, ¿da igual votar por Nuevas Ideas o por GANA?

Por supuesto que no. Nosotros en GANA, defendemos los atestados de estos 11 años y el compromiso con la gobernabilidad, con Nayib Bukele y con los salvadoreños. Esto es lo que vamos a plantear (en la campaña) y es lo que la gente ha conocido no solo desde la Asamblea Legislativa sino a nivel territorial. Nosotros le solicitaremos a la gente en su momento que sí le parece cómo está gobernando el presidente de la República y le parece el trabajo que hemos hecho en favor de los salvadoreños a la par de Bukele, pues que sigan confiando y nos den su respaldo. 

Eso que plantea es lo mismo que hacen los candidatos de Nuevas Ideas y el mismo discurso del presidente Bukele a favor de NI. 

Bueno, es que tenemos una alianza. Una alianza con El Salvador. Y sí tiene el mismo planteamiento que bueno. Ya habremos dos que pensamos de la misma manera porque ponemos en el centro a El Salvador y a los salvadoreños. Ojalá no solo fueran dos partidos políticos, ojalá fueran tres, cuatro o cinco partidos. 

¿Por qué si tienen esa alianza no presentaron más coaliciones para 2021? 

Es que en política no funcionan las cosas automáticamente sino que es con base a una estrategia. Y nosotros tenemos una estrategia muy clara y bien definida. 

Cuando dice “nosotros”, ¿Habla de GANA o de GANA-Nuevas Ideas?

No, no, no. Usted me dijo que por qué no habían más coaliciones y las coaliciones las tenemos con ellos. De los 14 departamentos, en cinco vamos coaliciones para legislativas. Ahora bien, ¿cuántas para consejos municipales? 11. Todo es parte de esa estrategia de trabajo en cada uno de los municipios tenemos contemplado. No es algo al azar o por casualidad. No es porque sí queremos o no. Es parte de una estrategia. Las elecciones, se ganan con estrategia. Por supuesto que no vamos a decir cuál es la estrategia.  Pero también, cuando le menciono que solo once a nivel municipal es que en estos otros 251 municipios somos contendientes, y ahí ganará el que mejor trabaje con la población y que mantenga su propuesta. 

GANA prestó su partido político para que el presidente Bukele compitiera en las elecciones 2019. ¿Por qué no mantuvieron esta estrategia, con esa alianza, par 2021? 

No, la alianza sí la tenemos. La alianza por el país sí la tenemos. Es que una cosa son las alianzas por El Salvador y otra cosa son las alianzas electorales, que es muy diferente. En este caso… 

¿Por qué no se mantuvo la alianza electoral pensando en el 2021? 

Aquí no es solo de la alianza sino que estamos hablando de una coalición propiamente dicha tal como la ley determina.  La alianza no es por los paratidos. Tenemos que quitarnos el casete que lo importantes son los partidos. Los partidos somos importantes para el sistema y la democracia del país. Para efectos generales y en términos de resultados necesitamos convertir esas estrategias que se materializan en alianzas, que se materializan en coalición, pero nosotros mantenemos la alianza con el presidente y la población, eso no se ha caído. Otra cosa son los entendimientos entre los partidos políticos. Nosotros. Y lo digo como GANA. Tenemos el territorio nacional muy bien estructurado y ellos tienen su trabajo, entonces a nivel municipal tenemos esos once municipios en que vamos con ellos y otros municipio más donde están tres partidos, incluyendo al PCN, que va en otros municipios, y los demás, cada uno de los partidos vamos en contienda pues somos adversarios. Porque no somos los mismos. Una cosa es que tengamos un compromiso por el país, otra cosa es que coincidamos. Si no le daría lo mismo a la gente votar por uno u otro partido. 

Ahora, en 2019, ¿GANA prestó su estructura territorial al movimiento de Nayib Bukele?

No se la préstamos al presidente Bukele sino a El Salvador, se la dimos a El Salvador. Los partidos políticos son instrumentos para servirle a la gente. 

Pero la estructura territorial es un activo importante de los partidos políticos.

Es un activo importante pero no para sí mismo. 

Para impulsar su proyecto político. 

Correcto. Pero en segundo lugar, cuando competimos abriéndole las puertas a la candidatura de Nayib lo hicimos con el  interés de que era un proyecto político es para El Salvador. Y Nayib es en ese momento mostraba el liderazgo, y hoy, ya convertido en presidente, ese liderazgo es el idóneo para transformar los problemas de El Salvador en una mejor calidad de vida de los salvadoreños. Y por lo tanto no hemos prestado nada si el partido político debe estar al servicio de la población salvadoreña, por lo tanto ese fue un momento que se presentó, dados los bloqueos que se dieron a Nayib Bukele, lo hicimos y lo haríamos cien veces más para que el presidente pudiera competir. 

¿NI puede impulsar un proyecto político con independencia de la estructura territorial de GANA?

No sé si pueden hacerlo o no. No soy el que tiene que evaluarlo. Lo que sí sé es que nuestra estructura está en servicio de los salvadoreños, está en servicio del país y está en servicio de poder colaborar en todo lo necesario para generar gobernabilidad y darle solución a los problemas del país. No tengo por qué decirle si nuestra estructura le va a servir o le va a restar a otro partido político.

Volvamos a la Asamblea. El discurso del presidente Bukele apuesta a que Nuevas Ideas tendrá mucha presencia y mucho poder a partir del 2021. ¿Este discurso podría quitarle diputados a GANA? 

Nosotros vamos a salir con más diputados de los que tenemos, para eso estamos trabajando. No nos preocupa que otro partido va a sacar más o menos votos. Nos preocupa nuestro trabajo. 

¿No le preocupa la competencia con otros partidos?

Por supuesto que no. Es que si alguien le preocupa la competencia pues que no participe y ya. El que tiene miedo de sacar un mal resultado mejor que se retire de la competencia. 

No, claro, pero la aspiración  es obtener más.

Esa es la aspiración nuestra, la de otros será la de otros. 

Bueno, pero para que ustedes obtengan más otros partidos tienen que obtener menos. 

Ah, ya dijo usted otros, pero no necesariamente uno sino todos. 

Ahora, claro, pero mi pregunta es si ese discurso del presidente Nayib Bukele, porque él tiene un discurso muy confrontativo con los diputados, ¿no considera que ese discurso también podría restarles a ustedes diputados, a GANA? 

No, por supuesto que no. Creo que el querer comprar lo que puede un supuesto, es decir, es válido para los análisis, pero no es concluyente. El trabajo nuestro, que es el que tenemos que hablar y reconocer y seguir fortaleciéndolo, nos va a dar los números que nosotros estamos proyectando, tanto a nivel municipal, a nivel regional como a nivel Legislativo. Y no tenemos temor de ningún partido, de ninguno de los nueve que están en contienda, de ninguno, si va a sacar más o menos. Lo que sí puedo asegurar hoy, a cuatro meses más o menos de las elecciones, aes que vamos a salir tan bien pero tan bien a nivel de escaños legislativos y a nivel municipal. Vamos a salir tan bien con nuestros votos en la Asamblea Legislativa, tanto para ser mayoría simple como para ser mayoría calificada. 

Ahora, dos cosas. Primero, ¿a cuántos diputados está aspirando entonces para el periodo 2021-2024?

A todos los posibles. Y sacaremos todos los posibles. 

Todos los posibles son 84. 

Por supuesto, ¿y no llevamos 84 formulas, pues? ¿Y cuál es el problema, pues? Ninguno. ¿Para qué cree que uno se inscribe como una fórmula? 

Bueno, entonces voy a formular la pregunta. ¿A cuántos diputados, de manera realista, le están apostando ganar? 

Mi planteamiento es realista. Son 84 diputados, son 84 fórmulas.

¿Usted cree que GANA podría obtener 84 diputados?

¿Y para qué los inscribimos? 

Viendo las proyecciones y los ejercicios anteriores, ¿GANA podría obtener 84 diputados?

Nuestro mensaje es que los podemos ganar. 

¿Pueden ganar 84 diputados?

Claro, claro. 

Ahora tienen 10 diputados. 

Sí, no importa. 

¿Cuántos cree que pueden crecer? De 10 a… 

Todos los posibles, todos los posibles. Es que cuando usted dice «bueno, aspiramos a este número». Ejemplo, nada más, nuestra estructura, nuestra base y todos nuestros candidatos y la población en general. Decir, «bueno, puede ser que subamos tres o subamos cuatro», eso es conformismo. Aquí en esta administración no estamos de conformistas, estamos dejando el pellejo, dejando todo lo que tenemos que dejar por ganar el máximo de diputados posibles. No para el partido, no para que estas personas se conviertan en funcionarios, si no para que le sirvan al país y de una vez por todas dándole sus grandes saltos de calidad.

¿Pero en qué basa esta fe inquebrantable que expresa? Digo, porque las encuestas preelectorales no les dan esos números. 

No importa. Respetamos las encuestas. Nos basamos en nuestro trabajo, en nuestro compromiso, en nuestra entrega, que a pesar de tanta limitante que tenemos, es el único partido que anda en territorio. Es el único que pasa los tres años con la gente, con los sectores. Es el único partido que tiene presencia territorial permanente. Entonces el trabajo siempre da triunfos y éxitos. Entonces nos dará muchas victorias para la Asamblea, muchas victorias en los consejos municipales. Obtendremos los resultados por los cuales estamos trabajando. 

Ahora, el año pasado, en una entrevista que usted dio a El Diario de Hoy, dijo que estaba buscando 15 diputados o que preveía que podían obtener 15 diputados. 

Estamos tan convencidos y tan definidos que nuestro trabajo y entrega con la gente nos va a dar el resultado. Ya en ningún departamento ni ningún municipio de los que visitamos permanentemente, decimos que probablemente saquemos tantos diputados. No, ya no. Las expectativas nuestras son tan buenas, tan buenas que decir un número es quedarnos cortos. 

La entrada de Nuevas Ideas a la Asamblea Legislativa en 2021 va a convertirlo en el partido del presidente. ¿Seguirán considerándose ustedes el partido oficial n ese momento?

Nosotros somos el partido del Gobierno hasta el 2024.  

¿No Nuevas Ideas?

Nosotros somos el partido del Gobierno hasta el 2024. Nuevas Ideas es un buen aliado del presidente, es un buen aliado de los salvadoreños, y por eso tenemos estos entendimientos. Y en la Asamblea seremos mayoría junto a ellos y nosotros o nosotros y ellos. Porque hasta que la gente no vote y se dé el resultado final no se sabe quién tiene más o menos. Lo que sí es cierto es que juntos vamos a hacer un gran bloque en pro de los salvadoreños, en pro de El Salvador y lógicamente de la gobernabilidad de Nayib Bukele.

¿Usted de verdad considera que Nuevas Ideas es simplemente un aliado del presidente? 

Es que el tema no es estarse comparando qué es con el presidente. Aquí el tema es qué somos frente a los salvadoreños. Eso es lo relevante para mí. El presidente puede tener simpatía con uno u otro partido político. El presidente está afiliado a GANA, a este partido. Hoy por hoy está aquí y va a seguir estando aquí. Ahora bien, otro partido, como es NI es más que aliado del presidente sino que es un aliado de los salvadoreños. Yo así lo tengo entendido: es un aliado con los salvadoreños, no con el presidente.

Con el presidente nosotros somos aliados igual que ellos, y seríamos dos partidos que vamos a salir con un resultado muy importante para el país y que le vamos a ayudar al presidente. Es decir, el presidente no está en disputa de uno u otro partido. ¿Cuántos partidos podríamos estar en este proyecto de país que encabeza Nayib Bukele? Podríamos estar muchos, no solamente el NI y GANA, podríamos estar muchos, así que bienvenidos los que se quieran sumarse. 

¿Qué rol ha jugado la fracción de GANA con respecto al Ejecutivo en este periodo?

Bueno, nuestro rol ha sido de mucho protagonismo, de mucha defensa, de mucha entrega, hemos dado la batalla como grupo parlamentario. 

¿Defensa de qué?

Defensa de las políticas públicas y de lo que el presidente ha planteado para El Salvador, desde el punto de vista no solo partidos sino como fracción legislativa. Y lo vamos a seguir haciendo, y no lo vamos a hacer solo en estos meses que queda de legislatura  sino que lo vamos a hacer hasta el 2024. Y si seguimos haciendo las cosas bien en pro de los salvadoreños, pues esta va a ser una alianza que va a tener muchísimo tiempo, no solo legislativa sino a nivel territorial. Vamos a llegar con los mejores resultados porque nos interesa la gente, no de qué manera se configura la Asamblea Legislativa. Queremos una Asamblea que trabaje por El Salvador, que trabaje por todos los salvadoreños. 

¿GANA en esta Asamblea Legislativa su papel ha sido defender las propuestas del Ejecutivo? 

Defender a los salvadoreños del bloqueo legislativo que ha sido cotidiano de la propuestas de políticas públicas, un bloqueo al presidente. Las políticas públicas del presidente han sido bloqueadas, pisoteadas e incluso hasta difamadas en la Asamblea. Entonces, no hacemos una defensa del presidente, es una defensa de la política pública, es una defensa de los ciudadanos y en eso  coincidimos con el presidente, y vamos a coincidir con otros partidos políticos. 

Pero, el Legislativo es un órgano de control  ese es parte del trabajo de los diputados. 

Ah, bueno, está bien y le pregunto, ¿en qué momento controlaron al Gobierno que estaba hace cinco años? ¿Cuándo lo controlaron? ¿Cuándo le hicieron ese boicot visceral? ¿Tenía ese bloqueo con el hígado cuando estaba el mismo partido de otro presidente? No, no lo tenían. 

Bueno, pero es un deber ser el control. 

¿Cuándo se les olvido esa función de control? Ah, cuando gobiernan ellos. Es que deben de ser coherente y estos partidos perdieron la coherencia, por lo tanto no me puede decir usted que dónde está la función de control. Ajá, ¿y dónde está la que ellos hicieron? Uy, hay una función de control. No, es una función de bloqueo. La función de control es otra. 

A ver, pero tengo aquí dos elementos. Primero es el deber ser.  Es decir, porque en el pasado no se hizo no se puede justificar que no se tenga que hacer ahora. 

Por supuesto, por supuesto. 

Y lo segundo, ¿GANA está olvidando su rol contralor desde la Asamblea Legislativa?

Por supuesto que no, y lo hemos señalado y lo vamos a seguir haciendo en los momentos que sea oportuno. Pero dígame ahorita, por ejemplo, ¿cómo quieren controlar el Ejecutivo? Dirigiéndolo desde la Asamblea Legislativa. Ese no es control. Eso no es control. Eso es invasión de las facultades que no les competen. Entonces eso no se llama control. Nunca se debe de abandonar la función constitucional. Nunca se debe de abandonar. La Asamblea se ha perdido. Esta Asamblea se ha perdido. Vamos a rescatar ese control. Y lo vamos a hacer. Al presidente Nayib Bukele se lo vamos a hacer con los partidos que estamos en este compromiso por El Salvador. Lo vamos a hacer, lo vamos a señalar. Por supuesto que lo vamos a hacer. ¿Pero ahorita qué vamos a señalar? ¿La pandemia?

Pero vamos a este periodo. ¿En qué acciones específicas la fracción de GANA ha discutido las pretensiones del Ejecutivo en la Asamblea? 

Todas se discuten. 

¿Pero qué elementos específicos le han señalado? Porque por ejemplo, en la Asamblea se discutió que no se presentara adecuadas rendiciones de cuentas. GANA no se pronunció específicamente sobre eso desde la Asamblea. 

Es que eso no necesita pronunciarse. Es el deber ser. Y hay que hacerlo. Y la función es de cada funcionario. Si un funcionario no llega a dar cuenta el problema es del funcionario. Y la Constitución ya dice qué le pasa al funcionario o al responsable. Esa es una función de ellos. Nosotros no es «y si no viene le vamos a mandar a la policía», y todo lo demás. Esa no es nuestra función legislativa, perdóneme. Nosotros no vamos a caer en ese tipo de show político. Somos más pragmáticos y claros. Nuestra defensa es de los salvadoreños y de mejorar su calidad de vida. Eso es lo que vamos a seguir aportando. La Asamblea no es un escenario o una trinchera de criticar o de mandarle a la policía a un funcionario. Si ya la constitución es clara, pues simplemente tienen que hacer los procesos correspondientes. 

La fracción de GANA no ha sido enérgica y no se ha pronunciado públicamente, ¿han preferido quedarse callados, porque no valía la pena?

Nosotros no estamos callados, estamos dando el grito desde la Asamblea. Y, por supuesto, que aquí no se trata de gritar “transparencia”. Los que hoy gritan “transparencia”, por ejemplo, no lo gritaban antes. Entonces este tema no es de gritarlo, sino es de hacer. Y por eso usted tiene las funciones, que si es en materia económica, que si es en materia, por ejemplo, del funcionamiento del presupuesto, etc., etc. Lo grite usted en la Asamblea o no lo grite, lo haga público o no lo haga público. Cada uno de los funcionarios jura cumplir y hacer cumplir la ley. Por lo tanto, si ya ha jurado, usted no tiene por qué estarle recordando «mire, usted juró que iba a dar cuentas», y es que ahí está el libreto, el mandado, y si lo quiere, no, ahí tiene las leyes secundarias, y si lo quiere mejor ahí tiene la Constitución, que cada uno debe responder por sus actos. 

El 9 de febrero de este año el presidente Nayib Bukele entró a la Asamblea Legislativa acompañado de la Fuerza Armada. ¿Por qué GANA no ha condenado estos sucesos?

Ha sido suficientemente discutido uno de los diputados nuestros que estaba ahí, vicepresidente de la Asamblea, lo sucedido y lo respaldado y cómo actuó él. Eso ha sido a la opinión pública. Es decir, hemos dado tantas opiniones a la opinión pública que no se nos puede señalar que por qué no ha hecho esto o lo otro en la Asamblea. Nosotros no tenemos doble discurso  solo tenemos uno. Y en la voz de nuestro vicepresidente, Guillermo Gallegos, ha sido muy claro, muy preciso en los acontecimientos de ese día. Así que, claro que hemos dado las explicaciones públicas respectivas. 

¿Por qué la postura del diputado Gallegos no ha sido en realidad condenar los hechos?

Es que aquí cada quien puede hacer lo que interprete. Otros están interpretando y pueden decir lo que quieran, lo que pasa es que ellos definen y ellos señalan, por ejemplo los que han dicho que condenan y todo lo demás, no condenan otras cosas que ellos mismos posiblemente eran o posiblemente pasan en otro lugar. Esa es doble moral.

La Sala de lo Constitucional ya dijo en una sentencia de esta semana que la Convocatoria del Consejo de Ministros fue inconstitucional y que la actuación de la Fuerza Armada y de la policía fue delictiva el 9 de febrero. 

Pues entonces que procedan. Si ya lo dijeron, que procedan. ¿Y nosotros qué tenemos que hacer ahí? Nosotros somos un partido político que respaldamos al presidente y respaldamos al país. Si hubo un actuar diferente de uno u otro funcionario, pues que procedan, somos respetuosos. Y si la Sala dijo eso pues la Sala dijo eso. Nosotros tenemos nuestra versión institucional. Y defendemos nuestro papel como partido político ese día y todos los días y durante los tres años de esta legislatura. Los vamos a defender, por lo tanto pues respetuoso de la independencia de poderes. Pues igual, si ya dijeron que no se puede pues no se puede, pero eso no es para atrás es para adelante. Las sentencias no son para atrás, son a partir de ese momento de «bueno, no pueden convocar los Consejos de Ministros». ¿Y por qué antes sí podía? 

¿Usted considera que lo que pasó el 9 de febrero…? 

No, ¿pero por qué antes sí podía el Consejo de Ministros, desde que la constitución dice que sí se puede hacer, por qué sí se podía y ahora no se puede hacer? 

¿A usted como presidente de GANA le parece que los sucesos del 9 de febrero merecen las calificaciones de graves y atentatorios contra la Asamblea Legislativa? 

Para nosotros no y por eso hemos dado las explicaciones suficientes, claras y precisas. 

Este año la deuda pública ha crecido casi al 90% del PIB y el Ejecutivo ya ha presentado una nueva solicitud de deuda acompañando el presupuesto 2021. Desde su postura como presidente de GANA, ¿es sostenible continuar con este ritmo de crecimiento de la deuda? 

Mire, primero, este país lo dejaron endeudado con el 70%. Y digo esto porque aquí se quiere señalar al Gobierno actual de lo que sucede en el país. En el país se han paseado por décadas. Ahora le quieren echar la culpa a Nayib Bukele que este Gobierno ha llevado la deuda al noventa y no sé cuánto por ciento. Ajá. Solo el último Gobierno endeudó en casi… Bueno, el último partido con dos Gobiernos endeudó en 11 o 12 mil millones de dólares al país. ¿Y eso quién los carga? El país, no es la deuda presidente, lo carga el país. Los veinte años gobernado por otro partido político lo dejaron más o menos en diez mil de deuda. Ah, pero hay que sumarle la de pensiones, no se olvide. Ahí la tiene. ¿Entonces sumamos 26 mil  en deuda? Eso le lleva a usted al 80% sin pandemia, sin esta crisis mundial. Entonces, sin los ingresos necesarios del Estado. Entonces, ¿y cómo se va a financiar el Gobierno? Las políticas públicas del Estado siguen siendo buenas, siguen siendo buenas. Las de Nayib siguen siendo muy buenas para los salvadoreños. Si no mire cómo sale el presidente, 90% de percepción de que vamos por el rumbo correcto. ¿Qué significa entonces? Que hay que seguir con las políticas públicas. Y ya. Y si usted no tiene los ingresos, se tiene que buscar otra vía para financiarse. ¿Y quién cree que le ofrece la plata? Los organismos multilaterales, la Banca Multilateral. 

¿Su posición como presidente de GANA es que la única manera es seguir aprobando deuda o  hasta dónde hay que fijar ese límite para el Gobierno? 

No, no es la única manera. ¿Pero dígame qué países no acuden a la Banca Multilateral? ¿Usted ha tenido crisis? Usted tuvo la de Italia, tuvo la de Grecia. Como dos ejemplos, nada más, verdad, que han salido por esa vía y están endeudados. Aquí estamos endeudados por los próximos 40 años  independientemente del Gobierno de turno o partido de turno que tengamos. No es la única vía. Los ingresos del Estado no están llegando suficiente. La economía se está reactivando. Una pandemia que nos va a durar mucho tiempo. Tenemos que buscar alternativas y soluciones. 

¿El ritmo de crecimiento de la deuda le parece sostenible?

Para sostener una deuda tiene que tener los ingresos y el presidente y su equipo están haciendo todos los esfuerzos para mejorar los ingresos, incluso disminuir los gastos, porque debe disminuirlos no solo hay que ver cómo aumentan los ingresos si no también cómo se disminuyen los gastos. Entonces esas previsiones las tiene el equipo económico del presidente. Estamos en una pandemia que el Ejecutivo ha manejado bien. Por supuesto que cualquier deuda preocupa. Pero con preocuparse no se hace nada, tiene que plantearse alternativas de solución a esta vía. Pero tampoco significa que le estemos achacando que la deuda, que el gobierno, que nos ha endeudado, que esto… Los créditos del presidente que han sido sometidos a la Asamblea, que han sido aprobados, porque se inventaron… Yo quisiera que hubiera una sentencia sobre la terca votación que se inventó la Asamblea. Es decir, que ahora hay que hacer una tercera votación. Antes la aprobación era en dos, y ahora una tercera. Sería bueno una sentencia sobre eso, verdad. No hay terceras votaciones en la Asamblea Legislativa, pero no hemos visto todavía sentencia. Así que, en ese sentido, me preocupa no el presidente, no al Gobierno si no todos los salvadoreños. Me preocupa, y más que preocuparnos debemos buscar las alternativas.

Aquí puedes ver la entrevista completa con Nelson Guardado, presidente del partido Gran Alianza por la unidad Nacional (GANA), y otros materiales de FocosTV en nuestro canal de Youtube.
Mostrar más

Contenido relacionado

Botón volver arriba