Gasto público aumenta por factores ajenos a la gestión pública, advierte economista

El gasto del Gobierno Central sufre aumentos cada año debido a la influencia de factores ajenos a la gestión pública, aseguró en FOCOS Balmore López, economista y técnico de la Unidad de Seguimiento y Análisis del Presupuesto (UASP), de la Asamblea Legislativa.

López señaló que los gastos estipulados en los proyectos de presupuesto “siempre superan a los ingresos”, una dinámica que obliga al Gobierno a contratar deuda pública. «En este país nos estamos endeudando para pagar deuda, porque por ejemplo, el ingreso por financiamiento son $960 millones y la amortización son $1,109 millones”, indicó.

El proyecto de presupuesto para 2020 proyecta $5,670.3 millones en ingresos para el Gobierno Central, frente a $6,426.1 millones que se pretenden gastar. Esto implica una brecha desfinanciada de $755.8 millones, la cual se cubriría con la contratación de deuda pública, señaló el ministro de Hacienda, Nelson Fuentes, el 30 de septiembre pasado, cuando entregó la iniciativa a la Asamblea Legislativa.

El técnico de la UASP indicó que factores como la deuda de pensiones, el aumento al Fondo para el Desarrollo Económico y Social de los Municipios (Fodes), demandas como indemnizaciones y pensiones para veteranos de guerra, entre otros.

Balmore López es economista y técnico de la Unidad de Seguimiento y Análisis del Presupuesto (UASP), de la Asamblea Legislativa. / Elisa Hernández

DEUDA SEGUIRÁ CRECIENDO

Parte de la deuda que el Gobierno Central proyecta emitir en 2020 precisamente se dirigiría a algunos de estos factores. Según información entregada por el ministro Fuentes a los diputados de la Comisión de Hacienda y Especial de Presupuesto, $122.28 millones de esa deuda quiere utilizarse para pagar el aumento del Fodes, cuya asignación pasó a representar el 10 % de los ingresos corrientes netos del Gobierno, ya no el 8 %.

Otros $80.32 millones se utilizarían para pagar pensiones y obligaciones relacionadas al sistema previsional, mientras $20.89 millones serían para pagar intereses y capital de la deuda pública.

Aunque hay factores ajenos a la gestión pública, López también menciona otros factores que sí están relacionados, como los salarios públicos. El gasto en remuneraciones ha aumentado 70 % desde 2009, aseguró. 

El presupuesto modificado hasta junio de este año indica que el Gobierno Central gastaría $1,929.4 millones en salarios durante 2019. Para 2020, el gasto en este rubro aumentará en $62.8 millones, que se distribuirán en el pago de escalafones de salud y educación, incrementos salariales para la Policía Nacional Civil (PNC), así como creación de plazas en otras instituciones, indicó López.

Mostrar más

Contenido relacionado

Botón volver arriba
Cerrar