Santa Rosa Senca busca internet para sus estudiantes

En abril el presidente Nayib Bukele ordenó brindar conexión a internet a un joven de Atiquizaya que tenía que subirse a un árbol para recibir señal y atender sus clases virtuales.  Esta no es la historia de un estudiante, sino de toda una comunidad donde sus estudiantes reciben clases en los árboles y los cerros.

Desde que la pandemia por COVID-19 obligó a los estudiantes a dejar las aulas y permanecer en casa, los profesores se las han arreglado para mantener comunicación a distancia. De acuerdo con el Ministerio de Educación, más de 25 mil maestros envían guías de contenidos a sus alumnos a través de whatsapp para que estos las copien en su cuaderno y puedan cumplir con el plan académico.

Para los estudiantes del cantón Santa Rosa Senca, a 18 kilómetros de la ciudad de Santa Ana, donde la señal del internet no llega o es débil, la nueva modalidad de estudios implica un esfuerzo diario para poder descargar el material de estudio. Celular en mano, los niños, niñas y  jóvenes recorren su comunidad buscando las partes altas para educarse. No siempre lo logran.

Así es como la brecha digital coloca a miles de estudiantes en lugares sin cobertura de internet en desventaja y reduce sus oportunidades de desarrollo.

Mostrar más

Contenido relacionado

Botón volver arriba