“Soy defensora del voto por rostro y de que a la Asamblea llegue gente con preparación científica”

Fotografía: Cortesía. Diseño: Elisa Hernández

Ana Mirella Catarina Schonenberg de Wollants (Nueva York, Estados Unidos, 4 de abril de 1964). Es doctora especialista en cirugía general y licenciada en Ciencias Jurídicas. Concejal en Seguro Social en el periodo de 2014 – 2016. Actualmente es aspirante a diputada de la Asamblea Legislativa, en la casilla departamental número 17 de San Salvador con Arena.

¿Por qué meterse en política pública partidaria en un órgano tan desprestigiado popularmente?

No llego a hacerme una imagen, yo ya la tengo. La imagen que tiene la Asamblea no me afecta porque el desprestigio no es en realidad del Órgano Legislativo, sino de las personas que han ocupado las curules y han realizado o no las funciones para las que fueron electos. Soy defensora del voto por rostro y defensora de la idea de que llegue la gente más preparada, con preparación científica, para que pueda emitir leyes adecuadas que solucionen las necesidades de la gente. Dos ejemplos claros son Ángela Merkel y Margaret Thatcher, Ángela era física y Thatcher, química primero y luego estudio leyes, que es mi caso, soy una médica, es la carrera por excelencia de la ciencia donde estudia química, física, biología y otras y luego estudie derecho.

Mi objetivo para llegar a la Asamblea es que es la única forma que hay para crear leyes que satisfagan las necesidades de la gente. Un ejemplo fue cuando cree la propuesta de la Ley Especial para las Practicas Clínicas de los estudiantes de medicina en año de internado, no social y residencia, para la que fui a pedir iniciativa de ley a dos diputados. Uno, me tuvo meses esperando; el segundo, quien le dio iniciativa de ley la trastornó toda. Al final me toco irla a defender a la Comisión de salud de la Asamblea, el 2 de julio de 2018, y me topé con que la mayoría de los diputados de la comisión no entendían de que le hablaba a pesar de que había dos medicas en ella y emitieron, por razones de electorales porque venían las presidenciales de 2019, con los mismos errores que trataba de combatir: no reconocieron la calidad del trabajo a los estudiantes, ni quitaron los horarios excesivos de trabajo y no les dieron plaza a todos. La ley no salió como debía ser, sino con violaciones a derechos constitucionales y a leyes secundarias, ahí me di cuenta de que tenía que ser diputada para incidir y lograr la reforma de esta ley, y en otras leyes que me interesan para las que tengo que ser diputada para poder influir en algo.

¿Por qué participar con el partido de Arena?

Este partido tiene los mismos principios que yo valoro y admiro: el derecho a la vida, a la propiedad privada y el derecho a la libertad. Me identifico con estos valores y soy congruente con lo que pienso y digo. Ya me había incorporado en el 2014, creo que en este tema quiero enfatizar que lo importante no son los partidos, sino las personas humanas que se convierten en funcionarios, el artículo 125 de la Constitución lo dice, que serán diputados del pueblo sin importar los partidos de donde vienen y no aceptarán un mandato imperativo.

¿Cuáles son los tres elementos esenciales que destacaría para la defensa de la democracia en nuestro país?

Primero el respeto a la Constitución, segundo, la institucionalidad; y el tercero, mantener y respetar la separación de los poderes establecidos por Montesquieu.

¿Si tuviera el poder cuál sería el principal cambió que haría en la Asamblea?

Sería cumplir la Constitución, específicamente en el artículo 126, en relación con la instrucción y honradez notoria. Lucharía por la Ley de la Función Pública para cumplir con estos requisitos y que de esa manera se lleven, como lo propongo, solo personas profesionales que puedan demostrarlo a través de un título y que tengan la experiencia de vida suficiente para aportar y no solo que lleguen a practicar o a estar figurando. En primer lugar, eliminar el tema de los asesores, no estaré a favor de llevar 50 asesores.

De ser electo, y solo pudiera hacer solo una cosa, ¿qué reforma o aprobación de ley sería su principal apuesta?

Llevar la propuesta ya diseñada por mí, de la Ley General de la Descentralización de la Función Pública, específicamente del órgano Ejecutivo. Creo en la descentralización, que viene desde 1972, y que así es cómo se trabaja en países de primer mundo, a los que debemos dejar de admirar y convertirnos en ellos. La descentralización se aplica a simplemente restarle funciones al Ejecutivo y repartirlas en los gobiernos municipales. El Fondo para el Desarrollo Económico y Social de los municipios (FODES) tiene como objetivo la descentralización. Empoderar a los gobiernos municipales y sirve para que ellos puedan administrar el agua, salud, educación primaria y puedan tomar decisiones respecto a la red vial, los servicios de seguridad pública y con eso logramos desarrollo local, mayor trabajo y un aumento en el ingreso per cápita.

¿Cree que existirán los votos para ello?

Eso va a depender de que la gente elija perfiles de personas preparadas. Si las personas eligen personas preparadas, similares a mí persona, si votan por rostro y dejan de votar por bandera, vamos a lograrlo. Además, le apuesto al apoyo de la Sociedad Civil.

¿Su plataforma legislativa difiere o no de la plataforma de su partido?

Mi visión es cumplir con el 125 de la Constitución, o sea, legislar para el pueblo. Por eso no creo que haya diferencias con mi plataforma y la del partido que ya nos la dieron y es eso: legislar para el pueblo, de la mano con la doctrina de la transparencia y respetar la Constitución.

¿Para usted lo/as diputados/as son autónomos de las decisiones de su partido o no?

Las diputadas y diputados pueden ser autónomos si se apegan a la Constitución, específicamente al artículo 125, que dice que ningún diputado debe aceptar mandatos imperativos, si el diputado quiere cumplir ese artículo, va a legislar para el pueblo.

“No hay excusas para no cumplir la Constitución, el que diga que ha legislado de una u otra forma por su partido, está faltando a la Constitución y debería ser juzgado.”
Mirella de Wollants, candidata a diputada por Arena.

¿Cómo defendería su voz propia y su decisión de voto si es contraria al de su partido?

Con la Constitución. En mi caso personal, Mirella de Wollants, las personas que dirigen el partido saben mi forma de pensar y la respetan. He sido clara respecto a mi forma de pensar y no tengo problemas con ellos.


¿De ser electo apoyaría la aprobación de…?

a. Ley general de agua: Por supuesto que sí, siempre y cuando sea el agua un bien público, no apoyaré la privatización del agua.

b. Ley de identidad: No, no la voy a apoyar, porque no se legisla para grupos específicos, sino para la generalidad.

c. Cuatro causales para el aborto terapéutico: No, no la voy a apoyar. Soy médica y he sido preparada, entrenada para salvar vidas.

d. Acuerdo de Escazú: Sí, lo voy a apoyar porque soy defensora del medioambiente.

e. Ley de la Función Pública: Sí la apoyaría.

f. Reforma integral de pensiones: Totalmente, siempre y cuando sea a favor de los trabajadores.

g. Reforma integral al transporte público: Por supuesto, siempre y cuando sea a favor de los derechos de los usuarios

h. Reformas a la ley de Acceso a la Información Pública (LAIP): Por supuestos y voy a aprobar, siempre y cuando le quitemos potestades al presidente para estar decidiendo quienes van a ser los magistrados de ese tribunal. Si el presidente es de las personas que va a ser evaluadas, como es posible que él está decidiendo quienes van a ser sus evaluadores.

Contenido relacionado

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios