Un repaso exprés al primer año de la gestión Bukele

El 6 de junio de 2019, Nayib Bukele asumió como presidente de El Salvador. El mandatario generó expectativas desde el inicio de su gestión por sus acciones de ruptura con gobiernos anteriores. Además, su estilo de gobernar a través de redes sociales lo popularizó a nivel internacional y le ganó la imagen de presidente millenial.

Sin embargo, las críticas tardaron poco en llegar. Muchas de sus acciones han sido cuestionadas por ser impulsivas y poco planificadas. Organizaciones defensoras de derechos humanos también le reclaman actitudes autoritarias, luego de la toma militar del Congreso liderada por Bukele el 9 de febrero pasado.

El discurso mediático del mandatario rompe protocolos y genera titulares alrededor del mundo, pero ¿qué hay detrás de las palabras y los gestos simbólicos del presidente frente a las cámaras y en las redes sociales?

Focos analizó tres casos concretos en los que la realidad contradice el discurso presidencial: El compromiso de reparación a las víctimas de la guerra de Bukele, la seguridad y su plan control territorial y la lucha contra la corrupción liderada por la Comisión Internacional Contra la Impunidad en El Salvador (Cicies).

Etiquetas
Mostrar más

Contenido relacionado

Botón volver arriba
Cerrar