“Hay que limitar el fuero de los funcionarios desde la Constitución”

Fotografía: Cortesía. Diseño: Elisa Hernández

Carlos Ernesto Mena Guerra (Chalatenango, Chalatenango, 1959). Piloto aviador militar retirado y economista. Actualmente es candidato a diputado de la Asamblea Legislativa, en la octava casilla de La Libertad con el partido Vamos El Salvador.

¿Por qué meterse en política pública partidaria en un órgano tan desprestigiado popularmente?

El desprestigio ha mantenido alejados a los buenos ciudadanos de la política. Ahora, nos hemos despojado de esa preocupación y de ese temor a manchar la buena reputación que nos ha tomado años construir, y la vamos a ir a ofrecer para tratar de limpiar la Asamblea Legislativa. Si la Asamblea recupera su reputación, todos salimos ganando. El país ya no tolera más corrupción, ya no aguanta más conflicto e inestabilidad política. Queremos llevar estabilidad política y combate a la corrupción, con una buena reputación que hemos construido y que se puede comprobar con nuestra trayectoria de vida.

¿Por qué participar con Vamos?

Vamos El Salvador es un partido nuevo que no nació de ninguna herida ni división o conflicto interno de ningún otro instituto político. Vamos ha participado nada más en elecciones presidenciales en el 2019 y es el único partido que ha nacido de la iniciativa ciudadana. Los demás que ya están en el juego político y los que dicen ser nuevos, han nacido de una herida. Me incorporé a Vamos porque sus estatutos coinciden con mis principios y valores del humanismo cristiano.

¿Cuáles son los tres elementos esenciales que destacaría para la defensa de la democracia en nuestro país?

La democracia en el país necesita órganos del Estado independientes y que cumplan con las leyes. Así también las instituciones contraloras del Estado, deben ser independientes y cumplir con la ley. También identifico que debe de pararse el conflicto y la inestabilidad política que priva en el ambiente, porque eso golpea otras áreas de la democracia.

¿Si tuviera el poder cuál sería el principal cambio que haría en la Asamblea?

Una de las ideas que llevo, ante el gran mal nacional de la corrupción, es la limitación del fuero que protege a los funcionarios públicos. Creo que hay que modificarlo en la Constitución. Por eso he estado preguntando en mis redes sociales quién se suma a modificarlo ya, en esta Asamblea Legislativa, para que proteja la gestión que la Constitución y las leyes le mandan al funcionario, pero deje de proteger en el caso de cualquier otro delito común o cualquier delito grave que cometa el funcionario público a parte de sus responsabilidades. No es posible que se proteja a funcionarios que se involucran con el crimen organizado, narcotráfico, negocien con las pandillas o que anden conduciendo de manera irresponsable en las calles de la ciudad.

Otro tema es que el delito de la corrupción no fenezca a los 10 años, no debe limitarse el tiempo para perseguirlo. Y un tercer tema importante es renunciar a todos los privilegios de la Asamblea, que son costosos para los salvadoreños: limitarnos al salario del cargo.

También daría más dientes a la Ley de Ética Gubernamental, porque, hoy por hoy, solo pone multas desde 1 hasta 40 salarios mínimos urbanos y eso es poco o nada para alguien que se ha enriquecido por medio de la corrupción.
Carlos Mena Guerra, candidato a diputado por La Libertad

De ser electo, y solo pudiera hacer una cosa, ¿qué reforma o aprobación de ley sería su principal apuesta?

Sería la reforma al fuero de los funcionarios públicos, porque el fuero permite la corrupción, que es uno de los males que tiene postrado a nuestro país y a nuestra economía.

¿Cree que existirán los votos para ello?

Sí, porque la ciudadanía está pidiendo que la Asamblea sea renovada y esto es una renovación de raíz. Entonces, apoyándome en el músculo de la sociedad civil, creo que la iniciativa de reformar la forma en la que el fuero está redactado tendría músculo, porque llevaría a mejorar la reputación de la Asamblea. Además, estoy seguro de que los diputados desean mejorar su reputación, porque eso le ha servido al presidente para atacarlos de manera implacable. Urge recuperar la reputación de la Asamblea Legislativa.

¿Su plataforma legislativa difiere o no de la plataforma de su partido?

En principio, no. Porque los estatutos están bien claros y yo he construido mi plataforma leyendo los estatutos que incluyen principios y valores fundamentales. El partido no se prestará para algo que sea ilegal o algo que esté fuera de los márgenes de la Constitución. Tanto el partido como yo nos manejaremos dentro de los márgenes que la Constitución.

¿Para usted los/as diputados/as serían autónomos de las decisiones de su partido o no?

Ya platicamos con las autoridades del partido y saben muy bien de mi postura de que si eventualmente estoy en desacuerdo con algo, tengo la libertad de expresar y razonar mi voto. La Constitución nos dice que, una vez ostentemos el cargo como diputados, no nos debemos a ningún partido, si no que nos debemos al país y a los ciudadanos.

¿Cómo defendería su voz propia y su decisión de voto si es contraria al de su partido?

Si ese fuera el caso tendría que pronunciarme públicamente, no me ausentara de la Asamblea ni dejaría a mi suplente, si no que presentaría mis argumentos, basándome en un respaldo legal.

El Gobierno, a través del vicepresidente, estudia una reforma constitucional. ¿Estaría dispuesto a apoyar la ampliación a 6 años del ejercicio presidencial y reducir el período que debe esperar un presidente para volver a postularse (reelección no continua)?

No, definitivamente, no estoy de acuerdo con la reforma que pretende hacer el vicepresidente Félix Ulloa, dirigido por el presidente Nayib Bukele y el equipo de la Comisión Ad Hoc. Creo que este gobierno no tiene las mejores credenciales para proponer reformas de la Constitución en general.

La Constitución es perfectible en algunos artículos, como el que mencionaba sobre el fuero, y puede que haya otros artículos necesarios de aclarar, pero así como lo han tomado ellos, de la “A” a la “Z”, y tocando reformas de los artículos pétreos, no creo que sea el momento oportuno ni el gobierno ideal para impulsarlo.


¿De ser electo/a apoyaría la aprobación de…?

a.  Ley general de agua: Sí, el agua es un derecho humano y no podemos vivir sin ella.

b. Ley de identidad: No, los géneros que reconozco son el de hombre y mujer, pero respeto los derechos constitucionales de las personas trans.

c.  Despenalización del aborto en causales específicas (“las 4 causales”): No, porque si se abre la puerta por un ladito, se van a meter hasta la cocina. No apoyo el aborto, estoy en favor de la vida desde la concepción hasta la muerte natural.

d. Acuerdo de Escazú: Sí, estoy a favor de proteger el medio ambiente.

e. Ley de la Función Pública: Sí, eso ordenaría la gestión administrativa del Estado y está pendiente en la Asamblea desde 2017. Es urgente aprobarla.

f.  Reforma integral de pensiones: Sí la apoyaría si beneficia a los cotizantes.

g. Reforma integral al transporte público: Sí.

h.  Reformas a la ley de Acceso a la Información Pública (LAIP): Sí, también es un derecho humano. La información debe

Contenido relacionado

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios